Saltar al contenido

Las hermosas cualidades de Jehová, Tesoros 12-18 de Octubre

Cojamos todas las preciosas y buenas cualidades de nuestra querida familia como el amor fraternal, la protección y seguridad que nos transmite frente a peligros externos, la alegría que nos transmite… cojamos las mejores cualidades de nuestros mejores amigos como una persona en la que confiar y confiarle cosas, un hombro dónde llorar cuando hace falta, una persona que nos anima cuando nos ve decaído o decaída… cojamos las mejores cualidades de nuestros hermanos cristianos como la amabilidad, la siempre disponibilidad y hospitalidad… Todas estas cualidades y muchas más las tiene Jehová, es un Dios misericordioso, compasivo, paciente, lleno de amor leal… nos quiere a todos como los hijos suyos que somos y solo piensa siempre en nuestro bienestar.

Son tantas y tan perfectas las cualidades de Jehová hacia su querido pueblo que seríamos incapaces de enumerarlas o de conocer el grado de pureza de cada una de ellas. La única forma que tenemos de poder hacernos una idea de las cualidades que hemos comentado anteriormente es estudiando sobre la Biblia… conociendo personalmente a Dios. Y el primer paso, es empezar por su nombre y dar a conocer su nombre a los demás.

Entonces Jehová bajó en la nube y se colocó allí junto a Moisés, y Jehová proclamó su propio nombre.

Éxodo 34:5

En este mundo, hay muchas personas imperfectas que son buenas que no conocemos. Y hasta que no nos digiramos hacia ellas y conocemos cómo se llama, de dónde es, qué es lo que hace por sus hermanos, cómo utiliza su tiempo libre… hasta que no profundizamos en estos aspectos, solo será una persona buena, como miles de nuestros hermanos alrededor de la Tierra. Pero, no es cierto, que aunque los amamos a todos por igual… cuando sabemos su nombre y empezamos a relacionarnos con los hermanos, ¿sentimos aún más aprecio?

Muchas otras religiones no enseñan el nombre de Dios a sus creyentes. ¿Qué provoca esto? Dios se ve como una figura suprema, a la que hay que dedicar devoción y obediencia. Dos aspectos ciertos, pero conociendo el nombre de Dios… podemos dirigirnos directamente por su nombre, Jehová… y al igual que antes… nos sentimos más cerca de Él, sentimos más aprecio, más amor… no lo vemos como muchas personas que no conocen su nombre… puede ser como: una figura a la que hay que tener miedo por si erramos… sí, debemos sentir temor, la Biblia lo dice. Pero Jehová no quiere que le temamos, sino que sintamos el mismo amor que Él siente por todos nosotros. Nosotros conocemos su nombre, y eso nos hace sentir felices y contentos… Jehová es nuestro Padre, nuestra familia, nuestro amigo… a Él podemos acudir siempre que lo necesitemos y podemos hablar con Él al igual que hacemos con nuestros amigos y hermanos. ¿Y algo muy importante? Jehová conoce cada uno de nuestros nombres, nos conoce a cada uno de sus siervos fieles. Nos sentimos regocijados, orgullosos y felices de conocer a Jehová, su nombre, su personalidad y sus enormes cualidades, hasta el punto que no podemos de dejar de declarar su nombre porque queremos intensamente que las personas que aún no lo conoce, lo hagan, y sientan las mismas bendiciones, tal como hizo Moisés.

Jehová fue pasando delante de él y proclamando: “Jehová, Jehová, un Dios misericordioso y compasivo, paciente y lleno de amor leal y verdad,

Éxodo 34:6

Una cualidades tan sinceras y puras que nos atraen, nos atraen como hijos que somos. Jehová nos muestra tierna compasión, como nuestro Padre celestial. En la traducción de la Biblia con regencias emplea la palabra benévolo en la palabra compasivo de la traducción del Nuevo Mundo. La benevolencia se describe como la reacción sincera y de corazón que tiene una persona que quiere ayudar a todo aquél que lo necesita. Jehová nos ama, siempre está con nosotros, y más aún en los momentos más difíciles y cuanto más ayuda necesitamos y más lo necesitemos a Él.

Por tanto, hemos visto que Jehová, a parte de muchas cualidades que tiene, es, por encima de todo, amor. Luego hemos hablado de cualidades que nos atraen como su misericordia o benevolencia… también es paciente y comprensivo. Él mejor que nadie conoce nuestras situaciones y nuestra imperfección, y tal como un padre trata con amor a sus hijos cuando se portan mal, Jehová también es paciente con cada uno de nosotros y tarde para la cólera, nos da tiempo para arrepentirnos, para que reflexionemos y para que cambiemos. Podemos estar seguros de esta bondad inmerecida de Dios, de todas sus extraordinarias cualidades ya que jehová es el Dios de la verdad, y tenemos multitud de ejemplos en la Biblia que así lo corroboran.

Cometeremos errores, ofensas contra Dios, con nuestra familia y con nuestros hermanos… el camino a la vida es una camino angosto, lleno de peligros y tentaciones y somos personas imperfectas… saber que Jehová nos da bondad y perdón sincero produce en nosotros un sentimiento de amor aún más profundo. Sin embargo, recordemos que no todo está justificado. A diario cometemos errores e incluso podemos llegar a pecar y a arrepentirnos por nuestra conducta o comportamiento en determinadas situaciones con determinadas personas y necesitaremos tiempo para cambiar nuestra forma de reaccionar, quizás. Pero hay una serie de pecados que requiere disciplina y que todos conocemos.

que demuestra amor leal a miles, que perdona errores, ofensas y pecados, pero que jamás deja sin castigo al culpable y hace que el castigo por el error de los padres recaiga sobre los hijos y los nietos, sobre la tercera generación y sobre la cuarta generación.

Éxodo 34:7

Y es que este texto no se contradice para nada en las cualidades que hemos citado a lo largo de este discurso como el perdón, sino que muestra otra gran cualidad de Jehová, que es la Justicia que tanto brilla por su ausencia en este sistema donde casi todo vale. Jehová no dejará pasar la maldad, nunca dejará impunes a pecadores que no se arrepienten sino que estos, tarde o temprano, Jehová les castigará según el pecado cometido y su comportamiento posterior. Todo pecador no arrepentido tendrá su juicio y el conocer y saber esto también nos da un aliciente a sus siervos fieles que han sufrido tantas injusticias, en el aspecto que su aguante tendrá frutos y grandes beneficios en la vida que realmente es vida.

Cookies