Saltar al contenido

Estudio del libro | 21 al 27 de diciembre

Respuestas al estudio del libro de congregación para la semana del 21 al 27 de diciembre con el capítulo 2 y los párrafos del 10 al 18.

Capítulo 2 de Adoración Pura: “Dios aprobó sus ofrendas”.

Abel da el ejemplo para los que practican la adoración pura.

10 ¿Qué ejemplo les dejó Abel a los que practican la adoración pura?

1) Abel sabía que había que adorar a Jehová, pero más que eso, amaba a Dios. Por ello ofreció una ofrenda de calidad, primogénitos de su rebaño que tanto les costó criar mediante el método que haya empleado, fuera como fuese, a Jehová no le importó, lo que realmente importó fueron sus motivos, totalmente desinteresados, fue impulsado a realizar este acto por la fe y amor a Jehová y a sus justas normas.

2) El ejemplo de integridad y pureza de Abel nos enseña mucho, nos enseña que todo lo que hacemos por Dios ha de ser de corazón y no para conseguir nada, nuestro amor y nuestra fe a su Palabra es lo que nos impulsa a darle alabanza.

3) Abel por el amor y fe a Dios se vio impulsado a ofrecer esta ofrenda. Nosotros no presentamos ofrendas, pero demostramos el mismo amor y fe a Jehová por medio de nuestro servicio a Dios, en las reuniones, en el ministerio y con nuestras acciones y comportamientos en la vida cotidiana.

11 ¿Por qué Jesús calificó de justo a Abel?

1) Jesús junto a su Padre había observado mucho a Abel desde el cielo y esto provocó que viera la conducta y comportamiento de Abel. Abel aceptaba, sabía y reconocía que Jehová es quién pone las normas sobre lo que está bien o mal. Pero esto no es suficiente, para ser justo, tiene que aplicarlo en todas sus acciones a lo largo de toda su vida, y eso es lo que hizo Abel y por ello Jesús lo calificó de justo.

2) Para que Abel fuera considerado justo por el mismo Jesús, no ocurrió de la noche a la mañana. Jesús lo había observado durante mucho tiempo, y los actos, palabras y conducta general de Abel siempre estuvieron de acorde con las normas divinas, antes y después de la ofrenda. Así tienen que ser nuestras acciones también, no solo cuando nos ven los demás, sino en todos los ámbitos, porque Jehová y Jesús siempre nos observan.

3) Abel no es que lo tuviera fácil. Si es cierto que no existían miles de personas y una sociedad como la de ahora. Pero si existía una persona con un corazón corrompido y malvado, la única de hecho durante cierto tiempo -lo cual puede ser peor al no contar con el apoyo de un pueblo- y no una cualquiera, sino su propio hermano mayor, el cuál ejerció una gran mala influencia. No obstante, Abel siempre se mantuvo justo, un ejemplo del que aprender.

12 ¿Cuál era la diferencia principal entre Caín y Abel?

1) Tal como dijo Pablo en Hebreos 11:4, la ofrenda de Abel tiene más valor. Pero no significa que la de Caín no la tuviera, la agricultura era su trabajo y Dios había maldecido el suelo, por tanto, los dos ofrecieron ofrendas que conllevan mucho trabajo y esfuerzo, así que eran igual de valiosas en ese sentido. La de Abel fue más valiosa por la fe que tenía en Jehová, cosa que Caín carecía.

13 ¿Qué nos enseña el ejemplo de Abel?

1) Abel nos enseña que solo es posible una adoración pura si nuestro corazón está limpio y motivado por motivos puros, por amor y fe a Jehová y su justa Palabra, y ello solo es posible si se refleja en nuestro vivir diario, en cada decisión que tomamos, no solo en momentos puntuales. Solo así, estaremos adorando a Jehová de forma pura.

Los patriarcas siguen el ejemplo de Abel

14 ¿Por qué aceptó Jehová las ofrendas de Noé, Abrahán y Jacob?

1) Tanto Noé, Abrahán como Jacob ofrecieron sus ofrendas pero no de una forma obligada o como una ofrenda necesaria para cumplir con el ritual para ser justos a Jehová. No, todos ellos se vieron impulsados a ofrecerlas por la gran fe y devoción que sentían hacia Jehová y necesitaban materializarlo de alguna forma. Por la fe profunda hacia todo lo que representa Dios, Jehová las aceptó.

15,16 ¿Cómo cumplió Noé con los cuatro requisitos fundamentales de la adoración pura?

1) Tras el pecado de nuestros primeros padres, tal y como había dicho Jehová, la Tierra se corrompió rápidamente y en los tiempos de Noé, fue el único con su familia que adoraron a Jehová. Fue tal la fe de Noé en Dios, que siempre lo obedeció y tras el diluvio, se vio impulsado a construir un altar y presentar esta ofrenda. Noé siempre obedecía y defendía las normas de Jehová, esta fe hizo que la Biblia se diga que “él andaba con el Dios verdadero” y la ofrenda fuera aceptada ya que cumplía con todos los requisitos, y principalmente los motivos fueron los correctos.

2) Noé transmitió a su familia de forma firme que al único al que darle adoración y pura es Jehová. En una sociedad completamente corrompida, y donde era la única familia que tenía esta fe en Jehová se vio atacada constantemente y aún más cuando Jehová le pidió que construyera un arca para su salvación sobre algo que pasaría pasados muchos años. Los tildaron de locos, Noé obedeció, defendió la norma de Jehová e intentó, aún con todos estos ataques, predicar el propósito de Dios. No hay ejemplo más claro de que Noé sabía a la perfección que Jehová es el único destinatario al que rendir adoración.

3) Respecto a la calidad de la ofrenda. Tras el diluvio el número de animales fue limitado, no todos podían caber en un arca sino aquella familias necesarias para su posterior reproducción. Jehová había indicado que animales eran puros y Noé, cuando construyó este altar impulsado por la fe, no seleccionó a cualquier animal, con los que había convivido durante mucho tiempo, sino a unos que Jehová había indicado que eran puros. Denota el profundo respeto en su fe por Jehová. La ofrenda fue de calidad.

4) Noé construyó el primer altar que se mencione específicamente en la Biblia, por lo que habrá sido un buen altar y de calidad. De hecho, consiguió que Jehová lo aprobará y le gustara el buen aroma que desprendía hasta el punto que llevó a Génesis 8:21 diciendo que nunca más traería tal destrucción como el diluvio a la Tierra.

17,18 ¿Cómo cumplió Abrahán con los cuatro requisitos fundamentales de la adoración pura?

1) La sociedad de Abrahán estaba sumida en la adoración falsa, con muchos ídolos a los que adoraban, incluso su propio padre. Abrahán supo de la existencia del Dios verdadero, posiblemente por medio de Sem. Él prefirió en todo momento adorar a Jehová, y en todas las ofrendas que presentó, siempre fue Jehová el único destinatario. Sabía profundamente quién es el único al que había que rendirle adoración pura.

2) De la calidad de las ofrendas no cabe ninguna duda de ninguna de ella. Estuvo dispuesto cuando Dios se lo pidió de ofrecer como ofrenda incluso a propio hijo, al pequeño Isaac. Por su fe, Isaac fue “simbólicamente resucitado” tal como Abrahán sabía que tenía poder, Jehová, de cualquier cosa. Esta fe provocó en Abrahán, que aunque presentara muchas ofrendas, siempre fue y dio lo mejor de él.

3) En el sacrificio de su hijo Isaac, al que Jehová terminó salvando. Se le había dado instrucciones precisas a Abrahán sobre cómo tenía que ser el método. Abrahán había ofrecido muchas ofrendas antes de formas diferentes y tenía experiencia, pero obedeció al pie de la letra todas las instrucciones que recibió de Jehová. No hay duda que los métodos que usó Abrahán siempre fueron aprobados.

4) Todas las ofrendas de Abrahán fueron por fe, por profunda fe. Y el mayor ejemplo fue con la de Isaac. La profunda fe de Abrahán, con el dolor y sufrimiento que le supuso, no le hizo dudar de Dios y procedió tal y como se le dijo. Abrahán, por fe, confiaba en el inmenso poder de Jehová, y que este podría ser usado para resucitar a personas según la voluntad De Dios. La fe de Abrahán le hizo siempre obedecer las normas de Dios, defenderlas y confiar siempre ciegamente en Dios.

Cookies